Gabriel Boric decretó el estado de excepción en la zona del conflicto mapuche en Chile

El gobierno de Chile que conduce Gabriel Boric decretó este lunes, a través de su ministerio del Interior, el “estado de excepción” en dos regiones del sur del país trasandino. Se trata de una medida que durante meses el joven mandatario criticó ferozmente y que permite el despliegue de las Fuerzas Armadas para tratar de apaciguar la creciente violencia en la zona del denominado “conflicto mapuche”..

“Hemos decidido hacer uso de todas las herramientas para garantizar la seguridad de nuestros ciudadanos decretando estado de emergencia (un tipo de estado de excepción)”, anunció Izkia Siches, titular de aquella cartera, en un encuentro de Gobierno.

La medida significa un despliegue militar por toda la región de La Araucanía y en dos provincias de la región del Biobíoal sur del país. El objetivo es “resguardar las rutas, permitir el libre tránsito de personas y el abastecimiento”, señaló la funcionaria, tras reconocer un aumento de la violencia en los últimos meses.


“Decidimos usar todas las herramientas para garantizar la seguridad”, explicó la ministra del Interior, Izkia Siches. Foto Pablo Vera / AFP

Las fuerzas militares habían sido desplazadas el 12 de octubre de 2021 en la región de La Araucanía y localidades de la vecina región del Biobío por orden del gobierno del conservador Sebastián Piñera.

El pasado 27 de marzo, en tanto, el izquierdista Boric cumplió una de sus promesas de campaña y retiró los militares de la zona.

Como el panorama comenzó a complicarse, el mandatario chileno reconoció el 3 de mayo que analizaba crear un “estado intermedio” de excepción para usar a las fuerzas armadas en el resguardo de rutas en ambas regiones, ocasión en que reiteró su rechazo estado de emergencia como exigían grupos de conductores de camiones que obstruían la principal ruta chilena.

Pero su iniciativa sólo logró el respaldo de la centroizquierda y de la oposición de rechista, y no obtuvo el apoyo ni los votos de la coalición oficialista, el Partido Comunista, ni del izquierdista Frente Amplio.

Ante este panorama, tras intentar sin éxito aprobar en el Congreso el despliegue “intermedio” de militares, con una presencia acotada solo a algunos lugares, y frente a un notorio incremento de los ataques incendiarios, su gobierno debió echar pie atrás y volver a recurrir a esta medida de emergencia para el resguardo del lugar.

En estas y otras zonas del sur de Chile existe desde hace décadas una disputa territorial entre el Estado, algunas comunidades mapuches y empresas forestales que explotan tierras consideradas ancestrales por los indígenas. El escenario genera condiciones propicias para frecuentes ataques incendiarios a maquinaria y predios, tiroteos con víctimas mortales y huelgas de hambre de presos indígenas.

La ministra Siches explicó que junto al nuevo decreto del “Estado de Emergencia”, que permite el desplazamiento de las fuerzas militares, continuarán con su política de diálogo con las comunidades mapuches y una política más amplia en la compra de tierras.

Además del despliegue militar, Siches detalló otras medidas, como la solicitud de un fiscal preferente para delitos relacionados con narcotrá fico y robo de madera, el impulso a la creación de un Ministerio de los Pueblos indígenas y la inversión de 400. de dólares) para mejorar la infraestructura y servicios de la zona.

Un cambio de di rección

Boric, hasta el momento, se había mostrado reacio a la militari zaciónTambién había criticado ferozmente a su predecesor, el conservador Piñera, por promover la llegada de uniformados.

Tras asumir la presidencia en pasado marzo, el mandatario progresista decidió finalizar esta medida y apuntó a una estrategia de “diálogo”, a través del despliegue territorial de diferentes autoridades. continuaron realizando ataques y sabotearon varias visitas del Ejecutivo..

En paralelo, desde la derecha y el centro, presionaron para que se tomaran más medidas de seguridad y acusaron al presidente de “inacción” y de ser “cómplice de la violencia”.

Incendio en en la región de Bío Bío, Chile, foco del conflicto mapuche. Foto Europa Press

Incendio en en la región de Bío Bío, Chile, foco del conflicto mapuche. Foto Europa Press

El declarado estado de emergencia fue recibido entre elogios del oficialismo y de la oposición, aunque recibió críticas de representantes de comunidades mapuches -la etnia mayoritaria del país- y algunos sectores de la izquierda, que denuncian un cambio

La seguridad en el sur y en la capital chilena, unida a una ola inflacionaria que vive el país (10,5% en doce meses), son los principales problemas que de momento enfrenta Boric.

Grupos mapuches convocan una gran concentración

El grupo rebelde mapuche Coordinadora Arauco-Malleco (CAM) anunció este lunes que participará en una concentración masiva convocada con otros movimientos en “apoyo a los presos políticos”y que tendrá lugar el miércoles frente a la cárcel de la ciudad de Temuco, en la que penan muchos activistas de esta etnia.

La organización armada, que se ha atribuido numerosas y diversas acciones violentas, instó a todas las comunidades de las regiones meridionales de la Araucanía y de Bío Bío, y al pueblo mapuche en general, “a apoyar a los presos”

Con información de EFE, AP y AFP.

..

Leave a Reply

Your email address will not be published.